Lunes 22 de Julio de 2019 | 19:57
El clima en Azul

 

Comunicado de la UJS-Todo un Palo

Defendamos el derecho a la educación pública

Por Union de Juventudes por el Socialismo-UJS Todo un Palo-TUP

En la provincia de Buenos Aires la educación ha sido un eje fundamental de los ajustes y recortes perpetuados por la gobernadora Vidal en sintonía con las políticas nacionales. El constante abandono en infraestructura ha llevado a enormes tragedias como es el caso de la catástrofe en Moreno con la muerte de Sandra y Ruben. En Pilar el desprendimiento de un pedazo de techo hirió a niños en una escuela primaria. Esta situación no es ajena a lo que acontece en la ciudad de Azul, donde meses atrás amanecimos anoticiados por la caída del cielo raso en el hall de entrada del Colegio Nacional. En esa oportunidad la comunidad educativa no tuvo que lamentar muertes ni heridos por circunstancias eventuales, ya que, el desplome ocurrió durante un día feriado.

La Unión de Juventudes por el Socialismo, Tribuna Docente y la Agrupación Estudiantil Todo un Palo denunciaron insistentemente que lo acontecido no fue un hecho aislado, incluso poco después se llevo adelante un plenario estudiantil cuyo título manifestaba una inminente necesidad “La Lucha es Ahora”.

Los centros de estudiantes como motores de lucha

La organización gremial y política de los estudiantes carga sobre sus espaldas enormes responsabilidades que tienen que ver con la defensa incondicional de los derechos del estudiantado y la educación pública. Como así también todo lo que gira en torno a esta cuestión, y sin dejar de mencionar la pelea por las condiciones de vida de la juventud que estudia y trabaja. Un centro de estudiantes de ninguna manera puede ser la pata administrativa de las necesidades del estado que saquea la educación, tampoco puede ser la presencia cómplice y testimonial de ello. Cuando planteamos la lucha es ahora es porque no se aguanta más, porque nos desborda la necesidad de derrotar el ajuste que lleva adelante el gobierno y el desguace mismo de la educación. Decimos esto porque para los bolsillos flacos de la juventud y de los trabajadores octubre es el eterno horizonte de la demagogia electoral. Entrar en la vorágine de la contención es dejar pasar el tren de la historia, y los estudiantes tenemos que marcar a fuego el destino propio dando una salida a la crisis de manera estratégica e independiente. Porque cada día que pasa es una nueva encrucijada en la vida de la inmensa mayoría que desfila por la cuerda floja.

Los que nos encontramos atravesando la formación docente, como también el resto de la comunidad de todos los niveles educativos, tenemos que dar dimensión de la crisis en la que estamos sumergidos. Durante la gran huelga docente del año 2014 el SUTEBA de La Plata llevó adelante un relevamiento que arrojó la resultante de la debacle edilicia en la provincia de Buenos Aires. Más del 80% de las escuelas se encontraban en emergencia estructural. En Azul el fondo educativo que preveía alcanzar casi 80 obras ha sido desviado alevosamente y destinado al pago de deuda. Dejando un saldo de solamente 3 obras finalizadas y una crisis en infraestructura que hace peligrar la vida de quienes se desarrollan en el sistema educativo.

En ese sentido podemos hacer mención de la situación de la escuela Nº7 cuyas galerías desbordan de agua ante la caída de exiguos milímetros de lluvia, o la fragilidad de las paredes del segundo piso del Colegio Normal, sin dejar de mencionar los baños clausurados debido a la explosión de las cloacas, la falta de calefacción en la mayoría de las instituciones educativas, o la necesidad de edificios propios para terciarios, como así también en menester remarcar el abandono del ya nombrado Colegio Nacional. En el caso del instituto 2 es necesario retomar la enorme lucha comenzada durante el 2011, y replicarla en el Palmiro Bogliano. Esta contienda entre comunidad educativa y estado ajustador mantiene plena vigencia hasta el día de hoy, debido a que urge desde el ceno del estudiantado mismo la necesidad de una mayor oferta horaria, y la autonomía institucional para liquidar de una buena vez la disposición anárquica de las condiciones de cursadas y el funcionamiento orgánico. El avance es estos puntos es crucial como contraste al derrumbe educativo. Es una cuestión de prioridades y nosotros elegimos la educación y las necesidades inaplazables de la mayoría social por sobre el pago a los especuladores y el FMI. Que el JP Morgan y los especuladores vayan a laburar.

El transporte educativo en el Partido de Azul

El estado no solo no otorga garantías para poder acceder a la educación pública, sino que tampoco nos da la certeza de poder regresar íntegros a nuestros hogares. Y marcamos la cuestión del acceso a la educación debido a dos ejes puntuales. El partido de Azul no tiene garantizado el transporte educativo para estudiantes de Chillar, ya que, el mismo no ha salido por licitación, por ende el funcionamiento depende de un acuerdo apalabrado con el delegado del pueblo. Por otro lado, en cuestión de días deberán incorporarse al transporte las estudiantes que se encuentran próximas a finalizar las prácticas, lo que implica una abultada demanda que deberá tener una inmediata respuesta por parte del estado. El movimiento estudiantil cuenta en sus hombros con el trajín de las experiencias que lo han llevado a enormes victorias, el descuido de su misma experiencia ha sido a su vez el causante de las derrotas más duras. En otras palabras, no podemos otorgar la concesión de la confianza al estado que nos hunde miserablemente. No estamos en condiciones de pecar de inocentes, mucho menos de pávidos.

Asimismo la UJS y TUP plantean dar batalla por el transporte EDUCATIVO en el partido de Azul teniendo en cuenta que a comienzos de este año la gran mayoría de los utilitarios o “combis” no estuvieron a disposición de terciarios, ni de niños de escuelas rurales quienes sufren todas las embestidas de un estado vilmente presente. Y decimos esto porque han sido los concejales los que han premiado al gran capital sojero con el arreglo de caminos con fondos estatales para abaratar la extracción de las cosechas. Mientras que hoy los estudiantes de escuelas rurales no pueden acceder a las mismas debido a caminos intransitables. Es irrisorio.

Los responsables de la comuna alegaron ante la falla del transporte a un error administrativo, y como dije antes, a esta altura del partido no infringimos de incrédulos. Lo que si hacemos es prevenir todo tipo de riesgo, porque donde algunos ven exageración nosotros les machacamos que varias compañeras fueron acosadas haciendo dedo ante la exposición y el desamparo del municipio. A todo este lóbrego panorama debemos sumar la imperiosa necesidad de que los docentes del partido de Azul tengan garantizado el transporte a las localidades del partido donde desarrollan sus tareas. Una educación planificada no puede bajo ningún punto depender de las fuerzas del destino para que los trabajadores de la educación lleguen a clases. Como así tampoco arrojar a los docentes al peligro de la ruta y a las inclemencias climáticas sumando riesgos y precarización a la bastardeada labor de la docencia y sus condiciones de trabajo.

La situación del estudiantado

El azote constante a las condiciones de vida de la clase trabajadora con paritarias a la baja, despidos masivos, suspensiones, cierres de comercios y fábricas, implican limitaciones directas al acceso a la educación pública. Pero en medio de esta sangría donde la juventud es la mayor damnificada se suman los recortes a las becas progresar. Miles de jóvenes en todo el país han dejado de cobrar las becas, transformándose este en un factor directo en la deserción escolar en todos los niveles. Esta problemática abre las puertas a conflictos aún mayores. Todos los años los institutos terciarios del interior de la provincia se ven interpelados por grotescos administrativos cuenta cabezas. Estos determinan por conteo de matricula la continuidad o no de las carreras, e incluso de institutos enteros. En contraposición a lo narrado, hace escasos días el Instituto de Políticas Públicas de Azul marcaba que el 89,25% de los estudiantes secundarios que se encuentran cursando los últimos años de escuela desean estudiar. De ese imponente porcentaje más de la mitad manifestó que para poder hacerlo debería hacer el enorme esfuerzo de conseguir un trabajo para poder realizar sus estudios. Es la adolescencia y la juventud la franja etaria más afectada por el desenvolvimiento de la crisis, con mayores indicadores de pobreza y desocupación. Es la implosión de un régimen social como el capitalismo una constante destructora de sueños de vida.

Los obstinados, los derrotados, que llaman a no luchar nos entregan para que seamos carne para la picota. La bancarrota brutal de la Argentina agudiza las contradicciones y tensiones, la forma de superarlo es impulsando al movimiento de lucha de la juventud con un programa propio y en unidad estratégica con los trabajadores. Las enormes reservas de lucha de la juventud tuvieron su manifestación en el 2018 con una enorme rebelión que dio un fuerte cimbronazo al gobierno. La misma juventud que estuvo al frente en las heroicas jornadas del 14 y 18 de diciembre del 2017, y en el 2x1 contra los genocidas. Es esa la fuerza que se planta y lucha contra la ofensiva capitalista en la educación y cuyas fronteras se desdibujan cuando vemos la enorme huelga de los estudiantes en Chile, o en Brasil contra la reforma antieducativa de Bolsonaro.

La educación bajo la órbita del capital

En este cuadro de bancarrota capitalista denunciamos que los planes del capital por restablecer su tasa de ganancia son la privatización, la búsqueda por penetrar en los sectores donde estaba relativamente marginado. Para ello busca aplicar las reformas, y es la formación docente un eje central para ello, con el plan maestro digitado por la OCDE y el Banco Mundial. Adaptando la formación docente a las necesidades de los mercados, a la quita de contenidos para una docencia precarizada y una “formación continua” privatizada con contenidos extraídos de los programas actuales. La destrucción del estatuto docente y de los institutos de formación, como fue la intentona de la UNICABA, o el intento de cierre en el interior de la provincia (repelido por docentes y estudiantes) son parte del plato fuerte del ajuste.

En nuestro partido, en el nivel secundario, ya se encuentran funcionando dos escuelas promotoras (Cachari, y Piloto) que no son más que el camino a la secundaria 2030. Este formato de “escuela del no saber” prepara a los jóvenes para las necesidades del mercado, donde reina la precarización y la extraña dependencia en carácter de mono tributo. En pocas palabras exigen a los estados una reforma educativa acorde a la reforma laboral, demandando mano de obra poco calificada, y en sintonía con la destrucción de la formación docente. Esto se sintetiza a la vez en docentes acordes al trabajo precario.

Como la peleamos?

La proposición de un plan independiente para discutir una salida a la crisis educativa ya dio su puntapié inicial en nuestra ciudad con la puesta en pie de las comisiones del plenario estudiantil. Elevando un plan de lucha por nuestras reivindicaciones fundamentales. Lanzando el reclamo por el Boleto Educativo Gratuito y el transporte educativo en el partido para todos los trabajadores y estudiantes, con el empadronamiento del estudiantado para levantar el reclamo por las becas Progresar, la denuncia ante el desvió de fondos ,reclamando el aumento presupuestario y el no pago de la deuda, marcando la necesidad de comisiones edilicias para revisar de conjunto la infraestructura escolar junto con expertos del área, apoyando la lucha docente, plasmando la necesidad de edificios propios para terciarios etc.

El movimiento estudiantil en Azul tiene que ponerse de pie para que la educación no pague los platos rotos del fracaso de las políticas del gobierno y el FMI, nos tenemos que parar para garantizar la permanencia de todos los estudiantes en sus aulas. Vamos por enormes asambleas en todos los lugares de estudios, por el active y el agite de comisiones con acciones concretas. Tenemos que prepararnos ante la incapacidad de todos los bloques patronales de brindar respuestas ante la brutal crisis, por una salida propia, preparemos una salida de poder por la defensa de la educación y de todas las premisas de la juventud que estudia y que trabaja. La educación y el socialismo se demandan mutuamente, porque educación y el capitalismo se han vuelto incompatibles.

Saquémonos de encima a Macri y Vidal con la acción conjunta de trabajadores y estudiantes, por una asamblea constituyente, libre, soberana y con poder, convocada por el pueblo para discutir y dar salida a las necesidades del conjunto de la población laboriosa. Avancemos en este proceso didáctico que es el camino a un gobierno obrero y socialista.

Las condiciones están, si no avanzamos se comenzaran a pudrir.  

Publicación: 26/06/2019 a las 17:50 - Última actualización: 26/06/2019 a las 17:50

 

Imágenes

Ranking de noticias

Encuesta

Conoce la actividad política de María Soledad Dibetto Gil?

 

Para comunicarse con nosotros: redaccion@infoazuldiario.com.ar - © Copyright 2003-2009 InfoAzulDiario - Todos los derechos reservados.

Diseño: MCF Estudios